Gobernador priista, investigado por PGR se manda a hacer silla de montar de oro y diamantes

Dale me gusta si apoyas al Dr Mireles, tu apoyo es muy valioso.


Foto de Internet/ Dale me gusta si apoyas a Carmen Aristegui

 
Roberto Sandoval Castañeda, gobernador de Nayarit, posee una silla de montar de ornamento de oro de 24 quilates con incrustaciones de diamantes. 

 A menos de dos meses de dejar el cargo, el gobernador es sujeto de una investigación que abrió la Procuraduría General de la República (PGR) por el presunto delito de enriquecimiento ilícito. 

 La ostentosa silla tiene las iniciales del mandatario: RSC y fue mandada a hacer por el mandatario en Sinaloa.



Anuncios 
  El pasado 11 de julio El Financiero reveló que el priista pagó 56 mil 682 euros, es decir, 1 millón 190 mil 322 pesos, por la transportación de nueve de sus caballos pura sangre desde Sevilla, España, hasta Nayarit. 

 También informó que estos gastos se hicieron aun cuando el gobernador nayarita ganaba en 2015, 120 mil 44 pesos al mes y redujo su dieta en 22 por ciento.

 Por si fuera poco, ahora también surgen los excesos y lujos de su hijo, Pablo Roberto Sandoval, quien a través de redes sociales presume viajes por un exclusivo balneario español de Ibiza, o disfrutando en Las Vegas o paseos en lujosos yates.

 Anuncios
Por ejemplo, presumió fotografías tomadas a principios de julio, días antes de la boda del futbolista mexicano Guillermo Ochoa con Karla Mora, que se realizó en Ibiza, España. 

 En las imágenes se observa al hijo del gobernador con los seleccionados Raúl Jiménez, Héctor Moreno, Andrés Guardado y Diego Reyes, presumiendo de su estancia en Ibiza.

 Antes de ser gobernador, Roberto Sandoval, se jactaba de su origen humilde, y de haber trabajado como tablajero y migrar ilegalmente a Estados Unidos. 

Pero eso quedó atrás, hoy, el gobernador de Nayarit es propietario de ranchos, terrenos y casas por toda la entidad.

Con información de El Financiero

 Anuncios


f
Comparte en Google Plus

About

0 comentarios:

Publicar un comentario