Facebook

Estudiantes de secundaria intentan suicidio colectivo.

Dale me gusta si apoyas al Dr Mireles, tu apoyo es muy valioso.


Foto de Internet/ Dale me gusta si apoyas a Carmen Aristegui


Tres jóvenes de entre 13 y 15 años de edad, terminaron graves en el hospital Materno-Infantil de la ciudad de Durango, luego de que durante la jornada escolar en la secundaria "ESIMA", ingirieron pastillas de uso controlado en intento de suicidio colectivo. 

 La alerta fue dada por uno de los padres de familia, quien señalaba que por lo menos se trataba de ocho casos, sin embargo, en el hospital Materno-Infantil específicamente en el área de Paidopsiquiatría, a cargo del doctor Pedro Sánchez, señalaron que a esta institución sólo ingresaron dos de tres casos.

 "El jueves pasado en el área de urgencias se encontraban dos jovencitas y una tercera fue llevada a la Cruz Roja", mencionaron, sin especificar que al parecer había más alumnas que ingirieron el clonazepam.



Anuncios 
  Una de ellas quedó en observación y la otra tuvo que ser internada porque tenía el antecedente de la muerte de un ser querido y estaba en proceso de duelo. 

 La salud de las menores está fuera de peligro, pero su estado mental y emocional se encuentra muy frágil.

 "Se sentía mal y al juntarse con este grupito (sic), le dan 4 tabletas, al revisarla se encontró que no hay ideas de muerte, pero si un cuadro de depresión, que puede ser manejado por consulta externa", explicó el especialista. 

 Sobre el segundo caso, el médico explicó que presenta ya un cuadro más grave e incluso, un previo intento de suicidio, en esta ocasión ingirió 14 tabletas del mismo fármaco.

 "Traía síntomas de intoxicación, por lo que fue internada y salió el pasado martes, este suceso fue a raíz de que una de ellas, quien usa drogas como cocaína y marihuana, fue la que proporcionó el medicamento y a su vez tomó 14 tabletas en el momento y minutos después dos más, por lo que fue un intento suicida de tipo colectivo", afirmó el especialista.

 Anuncios
Pedro Sánchez añadió que no es la primera vez que suceden este tipo de casos, aunque no de la misma institución educativa. 

 Reconoció que el riesgo suicida en adolescentes es muy alto, sobre todo en menores de 15 años, mientras que casos consumados son de los 15 a los 17 años. 

 La salud de las menores está fuera de peligro, pero su estado emocional y mental aún se encuentra muy frágil y por ello recibirán un seguimiento, además se espera el apoyo incondicional de los padres de familia para lograr que sean casos de éxito.

Con información de guruchuirer.com

 Anuncios


f
Comparte en Google Plus

About

0 comentarios:

Publicar un comentario