Corte Interamericana juzgará a Peña Nieto en caso Atenco


Dale me gusta si apoyas al Dr Mireles, tu apoyo es muy valioso.


Foto de Internet/ Dale me gusta si apoyas a Carmen Aristegui
   
DEBEMOS ELIMINAR LAS PENSIONES MILLONARIAS A LOS EXPRESIDENTES DE MÉXICO, APOYANOS CON "UN ME GUSTA"
 
La Corte Interamericana de Derechos Humanos revisará, como elemento de caso, a Enrique Peña Nieto, sus discursos y sus acciones después de la represión, tortura y violación de 11 mujeres en San Salvador Atenco los días 3 y 4 de mayo de 2006. 

 En su momento, cuando Peña Nieto era Gobernador del Estado de México, ante los hechos violentos de Atenco en los que dos personas murieron, decenas de mujeres fueron abusadas y torturadas sexualmente y hubo más de 200 persona detenidas, el ahora presidente de la república, junto a funcionarios, minimizaron el hecho e incluso acusaron a las propias víctimas.  

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), quien fue la que turnó el caso a la Corte Interamericana, sugiere que el gobierno estatal a cargo de Peña Nieto quiso minimizar e incluso ocultar el suceso.

 El más espeluznante fue la decisión del gobierno de perseguir a las víctimas: en vez de ir tras los policías que habían cometido las torturas sexuales, el Estado inicialmente procesó a las mujeres. Cinco fueron encarceladas durante un año o más, por cargos como atacar a un policía. (Vía: The New York Times)



Anuncios 

  Por años, tanto Enrique Peña Nieto como voceros, fiscales, procuradores y gente que ha hablado por ellos, han insistido que hay una distancia entre las órdenes que se dieron a las fuerzas “del orden” y las decisiones individuales de quienes abusaron de su poder, como Roberto Campa, actual subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación (SeGob): 

“Nadie puede decir que hubo una orden para permitir el abuso de la fuerza”. Particularmente no se ha investigado la cadena de mando que posibilitó por acción u omisión que en el contexto del operativo policiaco se cometieran graves violaciones a los derechos humanos. 

Dentro de los próximos meses, la Corte IDH decidirá los detalles de la celebración de audiencias públicas sobre el caso, donde el gobierno mexicano tendrá que responder a las acusaciones. (Vía: Centro Prodh)

 Anuncios
La Corte no tiene como fin encontrar responsabilidades a nivel individual, a diferencia por ejemplo de la Corte Penal Internacional. 

De esta forma, no podría inculpar a Enrique Peña Nieto, ni a otros funcionarios de menor rango. La potestad del organismo es condenar a los Estados y puede ordenar medidas de reparación y que los casos se vuelvan a investigar a nivel interno. (Vía: BBC) 

 Es así que una sentencia condenatoria contra el Estado no haría más que poner a Peña Nieto en una situación incómoda. ¿Qué nivel de “incomodidad” podría despertar en los ciudadanos?

Con información de plumasatomicas.com

 Anuncios

Comparte en Google Plus

About

0 comentarios:

Publicar un comentario