Consumir lo hecho en México fortalecería demasiado a nuestra economía/ COMPARTE.


Foto de Internet/ Dale me gusta si apoyas a Carmen Aristegui
   
 Cuando sales a comer o a tomar un café, ¿prefieres ir a una cadena como McDonald’s, Burger King, Starbucks, Domino's pizza, etcétera? ¿o prefieres ir a la cafetería, fonda o restaurante local? es decir aquél que está en tu colonia o dentro de un mercado popular. ¿Sabís que consumir lo hecho en México fortalece nuestra economía, genera empleos y nos hace manos dependientes del exterior? 

 Muchas veces los mexicanos estamos llenos de prejuicios y tenemos la idea que consumir en las franquicias o empresas que más publicidad pagan nos da status, entonces caemos en esta red del mercadeo.

 Ciertamente en los últimos años la propaganda oficial nos ha dicho que somos el país número uno en producción de automóviles por ejemplo, pero lo que no nos dicen es que más bien somos el país número uno en maquilar automóviles ¿acaso existe alguna marca de coches mexicana? ¿no verdad? lo que hacemos muy bien es vender nuestra mano de obra (barata en muchos casos) a empresas que no son mexicanas (y muchas de ellas además ni siquiera pagan los impuestos que deberían pagar), como la automotriz, pero también en el ramo de la aeronáutica, la construcción, la turística, etcétera. 

 Pero ¿cómo nos afecta el hecho de no consumir lo hecho en nuestro país por manos o industrias mexicanas? 

 Cuando consumimos los productos y servicios hechos en México, ya sea comer en algún lugar o comprando una prenda de vestir por ejemplo, lo que hacemos es mover el mecanismo de la economía doméstica, beneficiamos a las familias de compatriotas dueñas de las marcas, pero además también beneficiamos a los que transportan las materias primas, a quienes las venden, etcétera. Hace resto todos los días mueve las cadenas de la microeconomía y ello a largo plazo moverá la cadena de la macroeconomía de este país.

Anuncios
Cuando consumimos productos hechos en México, evitamos el desempleo, evitamos que nuestra moneda se devalúe, hacemos que nuestro país tenga un mercado interno más fuerte, lo hacemos dinámico, hacemos crecer nuestra propia economía, hacemos que nuestro país dependa de nosotros mismos y no de lo que pase con las empresas de afuera; consumiendo lo hecho en nuestro país hacemos que la economía nacional tenga maneras de resistir los golpes y las crisis provocadas por empresas del exterior. 

 No consumir productos nacionales y buscar mercancías que son de origen extranjero, además de hacer que se extingan mercancías y cultura hecha en nuestra tierra, fomenta que dependamos del exterior, además que por el simple hecho de ser de fuera pagamos mucho más por impuestos.

 Cuando cada vez dejamos de comprar más y más productos mexicanos, contribuimos al estancamiento económico que hemos padecido en los últimos años, y si además de ello se viene una recesión económica lo que tenemos es la muerte de muchas Pymes (una de cada tres) y recordemos que las micro, pequeñas y medianas empresas mexicanas son las que generan más de 95% del empleo en este país.

 La responsabilidad no es sólo del consumidor 

En este sentido, los micro, pequeños y medianos empresarios también deben regresar a lo nacional, porque además de generar identidad, cuando cambian sus procedimientos privilegiando lo hecho en el país, también contribuyen a fortalecer la economía y a poner en circulación el dinero dentro de México en vez de comprar cosas afuera y de esta manera estar sacándolo del país por así decirlo.

Anuncios

Para que las micro, pequeñas y medianas empresas no desaparezcan en cinco años (que es su promedio de vida) deben hacer lo siguiente: Establecer modelos de negocios. Si no lo hacen detienen su crecimiento y es así que solo duran un lustro aproximadamente. Que no dependan de fondos o apoyos gubernamentales. 

Deben innovar. Deben tener estrategias de venta. Adaptar sus productos o servicios a las necesidades del mercado y la competencia. Cuando hacen lo anterior pueden salir adelante, pasar de la mortal línea de vida de los cinco años y consolidarse en el mercado. Es muy importante consumir productos y servicios mexicanos porque el dinero que gastas circula aquí y aquí se queda cumpliendo el ciclo de la economía. 

Cuando dejamos de comprarle a nuestras Pymes y lo hacemos en grandes consorcios hacemos que el dinero salga de nuestro país y así debilitamos nuestra economía, a nuestros empresarios y al final de la cadena a nosotros también. 

 ¿Quieres mejorar tu formación en la bolsa de valores? 

Si estás comenzando en el mundo bursátil o quieres mejorar tu formación para aprender todo lo necesario para lograr el éxito en tus inversiones aquí podrás descargarte una guía con la información sobre los mercados accionarios, tipos de órdenes, horarios de apertura y cierre de los principales mercados bursátiles, comisiones, casas de bolsa... 

 Con informacion de rankia /Misael Mora

Anuncios


Nuestra inteligente policía, detiene a peligrosa mujer de la tercera edad por vender dulces, es sumamente importante difundir este material.
Comparte en Google Plus

About

2 comentarios:

  1. El uso de la palabra "Demasiado" esta mal aplicado, ya sea por ignorancia del uso de las palabras, falta de experiencia en el escritor o simplemente que facebook nos esta enseñando español, muy malo por cierto, y por cierto demasiado se usa cuando algo esdemasiado bueno para ser cierto, es bueno "de mas", lo cual lo vuelve negativo, cosa que el articulo no describe asi.

    ResponderEliminar